Traducir la página

sábado, 15 de junio de 2019

La Escritora de Captions (1ª Parte de 3)

Hacía una semana que no publicaba ninguna cap. y necesitaba hacer una y hacerla pronto.  Las visitas a mi blog habían bajado de forma alarmante y sólo podía subirlas con nuevas publicaciones. Pero estaba de sequía. Hacía más de una semana que no tenía buenas ideas. Era extraño, yo siempre había presumido de mi imaginación y mi creatividad y llevaba más de una semana en las que mi mejor ocurrencia era de tan sólo 3 líneas y llena de tópicos.
Llegué incluso a pensar en cerrar el blog temporalmente cuando llegó a mi correo una cap sorprendente. Era la primera de una serie y trataba de “Una escritora de caps que en plena crisis creadora pactaba con un “Bodyhopper” un cambio de cuerpos para que este aprovechara su poder para reanimar su talento y pudiera publicar nuevas caps” Me rasqué la cabeza mientras pensaba “Vaya casualidad, ojalá existieran los bodyhopper y fuera posible”. Pero me gustó la cap y la publiqué como si fuera mía. No me extrañó el éxito que conseguí, las visitas al blog se dispararon, me enlazaron en otras páginas y mejoró la visibilidad en Google. Así que publiqué una nota en el blog diciendo que esa cap era la primera de una serie y que habría muchas más. Pero no tenía ni puñetera idea de como continuarla, simplemente confiaba en mi misterioso colaborador.
Llevaba otra semana sin ninguna idea para crear caption cuando me llegó la segunda cap de la serie. Esta cap era aún más extraña. “La escritora de caps seguía sin ideas y pedía al “cambiador de Cuerpos” que continuara la posesión para seguir haciendo caps” “Tú también vas a continuar haciendo mis caps” pensé. Y la publiqué.
De nuevo el éxito fue inmediato, los visitantes al blog me pedían que continuara con la serie. Así que crucé los dedos y esperé que mi desconocido colaborador me enviara más caps.
Y lo hizo. De nuevo era una cap extraña. “El Cambiador de Cuerpos se encontraba muy a gusto en el cuerpo de la dueña del blog y conseguía convencer a su antigua propietaria de mantener la posesión hasta convertir al blog en uno de los más leídos en Internet” Pero esta vez, además de la cap llevaba una nota el que mi extraño colaborador me avisaba de que no me iba a remitir más captions y que la última cap de la serie la debería escribirla yo. “¿Y cómo voy a hacerlo?, hace muchos días que no tengo buenas ideas” Cuando publiqué la cap el éxito fue mas grande que nunca, recibía cientos de mensajes pidiendo que publicara pronto el final de la serie.
No podía defraudar a los lectores de mi blog, pero me había convertido en una nulidad creativa. Yo no podía hacer lo que me pedía mi colaborador, era incapaz de hacer una cap digna para terminar la serie. Así que me dediqué a lo que sabía hacer bien, que era el manejo de redes informáticas, de su seguridad y encriptación. Y empecé a seguir el rastro de las distintas ips y servidores hasta que supe de donde procedían los correos de mi extraño colaborador. Era un piso normal y corriente, en un barrio normal y corriente de mi propia ciudad.
Ya sabía dónde vivía mi misterioso colaborador y ahora debía intentar convencerlo para que escribiera la cap final.
Sin pensarlo dos veces me dirigí a su casa, llamé al timbre varias veces y esperé hasta que abrieron la puerta. Y cuando se abrió me llevé la sorpresa de mi vida. Era yo misma, Carmen Sanz, quien estaba delante de mí. Me miró con cariño y con una voz comprensiva me dijo. “Ya sabes cómo termina la serie”.
Asustada, aunque satisfecha, me marché corriendo de allí. Si, ya sabía cómo terminaba la serie.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

En este blog no se moderan los comentarios, salvo que sean maleducados o faltones.
Recuerda que siempre es preferible una crítica negativa pero sencilla que una falsa y halagadora.
Se libre de opinar como quieras y gracias por comentar.